lunes, 9 de marzo de 2009

El mundo dentro de 10 años según Microsoft

No se si será por causa de la edad, pero esta película yo ya la vi.
Aquellos que tengan más de treinta años, recordaran que durante mucho tiempo se nos decía que en el año 2000 viviríamos en un mundo de ciencia ficción, donde los autos volarían, y todos nos vestiríamos de plateado. Sin ir más lejos, en 1999 hubo un casi hecatombe mundial por la llegada del 2000 cuando las computadoras dejarían de funcionar y hasta los marcapasos tendrían problemas. A diez años de esa “fatídica” fecha, nada de lo previsto ocurrió. Seguimos vistiéndonos con la misma ropa que hace años, inclusive la moda se esta inspirando en las décadas 60, 70 y 80, y los autos aun no vuelan.
Visitando el blog de mi amigo Diego Mattei, vi el siguiente video realizado por Microsoft.
Lo primero que me viene en mente es que antes de predecir un mundo de tecnología “perfecta”, la gente de Microsoft se tendría que preocupar en hacer que un simple sistema operativo funcione como corresponde.
Estoy completamente de acuerdo a lo que comenta Diego sobre que “…ver las zonas verdes en las terrazas de una ciudad apestada de edificios me hace replantear si vamos en el camino correcto…”. Pero además de esto, me surgen otras dudas “tecnológicas”: Si podemos ver todas las noticias en una sola página del diario, ¿Para que el mismo viene con varias páginas? Sin contar que cuando el personaje que interpreta al lector se levanta, se ve perfectamente el diario completamente en blanco… ¿Será que se cortó la conexión Wi-Fi?
Cuando el japonés llega al aeropuerto las flechas le indican por donde continuar? ¿Como será eso en horas pico donde todos van apretujados? ¿Las flechas también se amontonaran?
Muchachos de Microsoft, déjense de promover espejitos de colores y trabajen en hacer que las máquinas no se cuelguen a cada rato, por la constante inestabilidad del sistema operativo.
Si la tecnología del futuro continúa basándose en el funcionamiento de sus productos y de lo que vienen demostrando en los últimos 10 años, no hay que ser adivino para profetizar un futuro muy, pero muy negro.



Fuente: Diego Mattei

No hay comentarios: